¿CUÁL ES TU PREOCUPACIÓN?

Hola de nuevo a tod@s!

Para empezar y aunque haya pasado ya bastante tiempo desde el día 1 de enero…¡FELIZ 2017 a todos y todas! Ha pasado prácticamente un mes desde nuestro último post, despedimos el año con una publicación sobre cómo pasar unas felices navidades y ahora, ¡volvemos a la carga!

Digamos que el frenético ritmo de vida en el que estamos sumergidos nos impide el poder dedicar el tiempo que nos gustaría al blog.

Hoy queríamos hablaros sobre un aspecto muy importante de la sociedad en la que vivimos, quizás y en algunos casos con más importancia de la que se debiera…LA PREOCUPACIÓN.

Leyendo el libro del magnífico escritor Wayne W. Dyer “tus zonas erróneas”, han habido muchos aspectos que nos han llamado la atención y hoy queríamos reflejar éste.

tuszonaserroneas

Todo el mundo con sus actos diarios, realiza acciones para que tengan su repercusión en el futuro. Seguramente ahora según lees esto, pensarás en que es algo lógico, y lo es siempre y cuando lo que estés haciendo en este preciso instante, en el momento presente, contribuya a que el futuro sea mejor. Vamos a explicar esto…angst-807726_640

– Llevas muchos años trabajando en la misma empresa y teniendo en cuenta que “hasta en las mejores familias se cuecen habas”, haciendo un balance general, tu situación laboral ha sido buena. Desde hace un tiempo atrás, esta situación ha cambiado y las cosas cada vez se empiezan a complicar más, hasta el punto en el que estás completamente desganado, sin motivación, y con un despido sobre la mesa acechándote, hasta que finalmente tus sospechas se confirman.-

Si establecemos un rango numérico del 1 al 10, donde 1 es el inicio de los problemas laborales y 10 es el despido final, y además suponemos que entre el 1 y el 10 han trascurrido dos años…¿cómo afrontaríais esta situación de preocupación?

Está claro que es una situación comprometida, la gran mayoría de gente que trabaja lo hace por necesidad y la economía de una familia es algo comprometido, pero aún así, hay que tratar esta situación de la manera más correcta posible.

El problema comienza cuando experimentas un sentimiento QUE TE INMOVILIZA en el presente por algo que puede suceder en el futuro.

Si tu preocupación te inmoviliza desde “el momento 1”, ten en cuenta que es el inicio de la situación comprometida, nosotros hemos visto el ejemplo primero y sabemos que hasta llegar al “momento 10”, han trascurrido dos años, pero en la gran mayoría de situaciones de la vida real, no conocemos cuando se produce el fin de una situación determinada.

newtons-cradle-256213_640

¡¿De verdad vas a quedarte inmóvil durante el tiempo que pueda durar esa situación comprometida en tu vida?!

Siendo claros y citando textualmente “el mejor antídoto para la preocupación es la acción”.

Volviendo al supuesto, puedes tomar infinidad de opciones, como solventar los problemas laborales desde el “momento 1”, buscando otro trabajo que te haga recuperar la ilusión y así poder conseguir nuevas experiencias.

Otra opción de la infinidad que os hablábamos, es buscar alternativas como por ejemplo la crisis económica para no tomar acción, tu decides, quedar inmovilizado y perder el momento presente durante dos años o afrontar la situación de una manera distinta que te haga seguir evolucionando personalmente.

Si, hemos dicho personalmente y no laboralmente, no nos hemos equivocado, somos partidarios de que para que se puedan producir cambios profesionales, primero tiene que haber un crecimiento y un desarrollo personal que haga favorecer los demás cambios.

La gran mayoría de la sociedad decide tomar la opción que creemos es “menos correcta”, que es la de quedar inmovilizado.

inmovil

Normalmente la gente que toma este camino, lo hace porque obviamente es más sencillo malgastar energía “del ahora” quedando inmóvil, dejando vía libre a la mente mientras divaga en infinidad de cosas que casi con total seguridad no se producirán, en vez de estar activo y actuar tratando de buscar la alternativa más correcta.

Para finalizar, vamos a resumir un apartado escrito en el libro “tus zonas erróneas”, con el cual queremos haceros reflexionar:

“Dedica diez minutos a la mañana y diez minutos a la tarde para preocuparte, usa esos periodos para angustiarte por todos los posibles desastres. Usando tu habilidad para controlar tus propios pensamientos, posterga cualquier posible preocupación hasta que llegue el próximo –tiempo de preocupación–”. Imaginamos que os habréis dado cuenta de que realizar esta acción sería algo totalmente impropio, por eso si lo hicieseis, acabaríais por eliminar “vuestra zona de preocupación”.

Esperamos que os haya gustado, esperamos volver a escribir pronto.

ace-1807511_640

¡NO OS QUEDÉIS INMÓVILES!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s